Planes para una escapada redonda en Las Mestas, mirador de Las Hurdes

Las Mestas es una estupenda base de operaciones para disfrutar Las Hurdes, mágica comarca de la provincia de Cáceres. Un destino cargado de historia que en 1914 Miguel de Unamuno describió como “un pueblecito encantador que ni pintado por un pintor”, en su libro Andanzas y visiones españolas. En 1922 la visitó el rey Alfonso XIII, en una expedición en la que entre otros le acompañaba el médico e historiador Gregorio Marañón. Más tarde, en 1932 hasta allí llegó el director de cine Luis Buñuel.

Las Mestas es un mirador privilegiado de Las Hurdes, punto de partida de varias carreteras paisajísticas entre naturaleza. Una es la CC 166 que sube desde la EX 204 y otras las de Cabezo, Ladrillar, Riomalo de Arriba o Caminomorisco.

Las carreteras paisajísticas son un escaparate de la naturaleza exuberante de Las Hurdes

Tras los pasos de Alfonso XIII

La Hospedería Hurdes Reales es un balcón fantástico para extender la vista en Las Mestas. El alojamiento de cuatro estrellas está construido sobre parte de la factoría que Alfonso XIII ordenó levantar para favorecer el desarrollo social y cultural de la comarca, con hospital, asilo y escuela. En 2022 se cumplen cien años  de aquella visita de junio de 1922 y para conmemorarlo, su bisnieto el rey Felipe VI durmió en la hospedería la noche del 11 de mayo.

A Alfonso XIII se le recuerda en Las Hurdes con una ruta de 22 kilómetros que va de Las Mestas a Casares de Hurdes, final de su periplo antes de entrar en la provincia de Salamanca. Pasa por Riomalo de Arriba, Ladrillar y Cabezo y se puede hacer entera o por tramos porque en algunos puntos es complicada. 

Vistas de Las Mestas y su entorno desde la Hospedería Hurdes Reales

Esa proximidad con Castilla y León es otra razón para una escapada redonda a Las Mestas, porque a cinco kilómetros se puede visitar el Parque Natural de Las Batuecas con pueblos icónicos como La Alberca y siluetas inconfundibles como Sierra de Francia.

Un enebro de 14 metros de altura

En Las Mestas hay rincones imprescindibles como el coqueto de la iglesia del Carmen, del siglo XVI y monumento más antiguo del lugar.  A pocos pasos está el mirador del enebro, un Árbol Singular de Extremadura con 14 metros de altura junto al que hay mesas y bancos que invitan a hacer un alto en el camino.

Junto al enebro singular de Las Mestas hay mesas y bancos para hacer un alto en el camino y mirar

Hay que acercarse también a la piscina natural de Las Mestas, el charco de la Olla. En verano para refrescarse y tomar algo en su chiringuito y  en el resto de estaciones para escuchar el agua del río Batuecas que corre entre las singulares paredes de pizarra que distinguen esta zona natural de baño.

Una dulce maleta de vuelta a casa

Cuando uno va a Las Mestas, la maleta vuelve a casa de lo más dulce porque en este referente apícola de Las Hurdes venden miel en todas sus variedades y  derivados como el polen, propóleo o jalea real. Hay hasta panales que se chupan como caramelos. También velas, cosméticos o pastillas de cera cien por cien natural que se derrite para nutrir muebles o utilizar en remedios caseros.

Velas de cera natural, miel en todas sus variedades, panales para chupar… son algunos recuerdos de Las Mestas

Meandros Melero y Malvellido

Una escapada redonda en Las Mestas debe incluir el famoso Meandro Melero en Riomalo de Abajo, a unos seis kilómetros, con pasarela de madera para personas con problemas de movilidad. Se puede ir caminando o en coche hasta el mirador del Melero, uno de los más espectaculares de España y una imagen icónica de Las Hurdes.

A unos 20 kilómetros de Las Mestas se encuentran los tres meandros del río Malvellido. Se pueden contemplar desde el mirador de El Gasco en la CC 63, pasado Martilandrán y lo cierto es que ganan cada vez más fama por su singularidad, digna de llevarse en la cámara. Y en la retina

El Gasco, el final de Las Hurdes

El Gasco es otro destino que incluir en el recorrido por Las Hurdes. Dista de Las Mestas unos 28 kilómetros y es el pueblo en el que acaba la carretera. En su entorno hay tesoros naturales como el Chorro de la Meancera, una de las cascadas imprescindibles de la provincia de Cáceres que se alcanza caminando dos kilómetros junto al río Malvellido. Un paseo cómodo entre altas montañas, laderas de rocas y los típicos huertos en bancales de la comarca hurdana.

A la cascada de La Meancera en El Gasco se va por dos kilómetros junto al río Malvellido

Aquí está también el denominado volcán de El Gasco, Lugar de Interés Científico, que al parecer se habría formado hace más de dos millones de años por el impacto de un meteorito.

Ensalada de naranja hurdana, cabrito o setas son platos imprescindibles en la gastronomía hurdana

Para reponer fuerzas, el restaurante La Meancera recomendado por la Guía Repsol y regentado por el hurdano Jorge Aceituna y el rumano Alexander Marcu, que lo pusieron en marcha en 2016 restaurando una antigua cuadra. Trabajan la cocina autóctona con toque de autor y entre los imprescindibles de su carta, la ensalada de naranja y el cabrito típicos de Las Hurdes, además de setas y bacalao. Organizan retiros gastronómicos con excursiones, turismo activo y prácticas como el yoga.

Otros puntos de interés

Otros puntos de interés para una escapada redonda por Las Mestas son las piscinas naturales de Castillo en Nuñomoral, remanso de paz y la animada de Pinofranqueado, junto a un paseo fluvial con chiringuitos como El Negro y Mamá África de Mass Mbaye, un senegalés que va camino de convertirse en hurdano por obra y gracia del carácter acogedor de esta comarca.

A 14 kilómetros de Pinofranqueado, el poblado abandonado de El Moral, entre cumbres de más de mil metros hasta el que se puede hacer una bonita ruta.

https://www.turismocaceres.org/es

Planos para uma escapadinha perfeita en Las Mestas, miradouro de Las Hurdes

Publicado en mayo de 2022

© Planveando Comunicaciones SL

2 comentario
  1. Estupendo reportaje de Las Mestas, y de la comarca de Las Hurdes en general. Sin duda recoge las maravillas a nivel cultural, paisajístico y gastronómico de esta rica tierra. Gracias por compartirlo de forma tan exquisita.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar

Montánchez, el destino que te dejará con la boca abierta

Montánchez es uno de esos lugares de Extremadura que te dejarán con…

Las Charcas Verdes de Florencio, un abuelo modelo

Hay relevo generacional en las Charcas Verdes de Hervás. Con abuelos como…

Arroyomolinos, el parque temático de los molinos de agua

Arroyomolinos es todo un parque temático de los molinos de agua en…

Escapadas al norte de Extremadura con bonos de regalo

Las escapadas al norte de Extremadura tienen desde hoy doble premio. El…