La ruta de Alfonso XIII en Las Hurdes

Alfonso XIII visitó Las Hurdes en el año 1922, preocupado por el informe que había recibido del doctor Gregorio Marañón, sobre unas tierras carentes de servicios médicos y con muchos problemas sanitarios. El monarca visitó esta región a lomos de caballo por unos caminos difíciles de transitar y con todo un séquito de ministros y acompañantes. Han pasado más de noventa años de esa visita y hoy Las Hurdes está considerada una maravilla digna de visitar y pasar temporadas, por su autenticidad, su gente, su arquitectura y, sobre todo, su naturaleza imponente. Simbiosis perfecta entre aquel viaje y la actualidad es el hecho de que una de las rutas más concurridas es la que hizo el monarca español. Son aproximadamente 150 kilómetros de los que buena parte debemos disfrutar andando para no perder detalle del entorno y disfrutar del aire de Las Hurdes.

El tiempo no se ha detenido pero el espacio es el mismo, por eso ahora, admirando el entorno y disfrutando de las comodidades, cientos de personas pasean por Las Hurdes siguiendo aquellos pasos.

Desde Casar de Palomero, al borde de las Tierras de Granadilla, donde Alfonso XIII durmió en la casa de Acacio Terrón, se sigue el curso del río Los Ángeles por su margen derecha hasta llegar a Pinofranqueado, al sur de la comarca, no sin antes pasar por Azabal y Pedro Muñoz. Luego El Mesegal y Caminomorisco. Después, Cambroncino, donde el rey visitó la Iglesia de Santa Catalina, para más tarde llegar a las Vegas de Coria. De vuelta entonces, siguiendo el curso de un río, esta vez del Hurdano que lleva a la localidad de Rubiado y de allí a Nuñomoral, donde Alfonso XIII fundó la Factoría del Jordán. Se pasa luego por las pequeñas poblaciones de Cerezal, Martilandrán y Fragosa hasta encontrar la localidad de El Gasco, donde destaca la llamada arquitectura negra que caracteriza a Las Hurdes. De vuelta hasta Nuñomoral para tomar hacia Casares de Hurdes y allí extasiarnos con las vistas, para después tomar rumbo a Ladrillar, siguiendo el curso del río que lleva el mismo nombre, luego Cabezo y entonces Las Mestas, donde Alfonso XIII finalizó este viaje que aún marca los pasos de muchos. Allí un enebro centenario, aún de pie, saluda a los visitantes como ya lo hizo en 1922.

mapa_hurdes_descargar (1) - copia

Mapa realizado por la Mancomunidad de Las Hurdes

El recorrido incluye: Casar de Palomero, Azabal, Pedro Muñoz, Pinofranqueado, Cambroncino, Vegas de Coria, Rubiano, Nuñomoral, Cerezal, Martilandrán, Fragosa, El Gasco, Casares de las Hurdes, Ladrillar, Cabezo y Las Mestas.