Search

Disfruta en domingo del histórico mercado de Ahigal

Cada domingo, Ahigal es una fiesta. Su mercado tradicional dominical es una cita consolidada para los vecinos de las comarcas vecinas y todo el pueblo se vuelca en un mercadillo que comenzó su andadura oficialmente en 1936.

Más de 100 puestos se reparten por la Plaza Mayor, el Ejido y la calle Cantón. Puestos de ropa, de calzado, de comida, de artículos de ferretería,… ¡Un gran bazar al aire libre! Al recorrer la zona del mercado nos toparemos con la última moda de cada temporada, a precios populares y con ofertas muy sugerentes.

Un centro comercial al aire libre

Desde las 09.00 horas el mercado está montado y comienza el movimiento que se prolonga hasta primeras horas de la tarde.

Habitualmente los puestos ambulantes empiezan a retirarse alrededor de las 14.30, pero podemos continuar con nuestro día de compras en cualquiera de las tiendas de Ahigal que abren sus puertas cada domingo. Incluso sacan sus productos a la calle en pequeños expositores para llamar la atención de los consumidores.

Deliciosos pinchos para terminar la mañana

La mañana de ‘shoping’ suele terminar en Ahigal con un refrigerio, un vino o una caña en los numerosos bares del municipio que reciben a sus clientes con amabilidad y generosidad.

Y es que los pinchos de los domingos de Ahigal son toda una institución en la comarca: prueba de cerdo, morros, tortilla, orejas, calamares, sepia o patatas en múltiples versiones. Incluso, existen algunos establecimientos de hostelería que sólo abren sus puertas en domingo.

Un mercado con historia

El mercado dominical de Ahigal surgió ligado a la venta de ganado que tenía lugar en el Lejío y existen documentos que demuestran que se viene celebrando desde el siglo XIX.

Entonces había una gran laguna donde las cabezas de ganado descansaban y saciaban su sed. El evento comenzó a coger auge y creció tanto que no cogían todos los animales en la zona del Lejío por lo que se decidió su traslado hasta la entrada del pueblo, donde hoy en día está ubicado el recinto ganadero.

La venta de ganado atrajo a otros mercaderes: los hortelanos de Santibáñez el Bajo y de Montehermoso fueron los primeros en vender los productos de la huerta. Luego los carniceros, herreros o albarderos de Ahigal comenzaron a sacar sus artículos a la calle. Los hurdanos acudían a Ahigal a comprar los lechones pequeños para criarlos luego en sus porqueras.

La Gaceta de Madrid, Diario Oficial de la República, publicó el 25 de marzo de 1936 la orden por la que se concedía al Ayuntamiento de Ahigal la oportuna autorización para celebrar semanalmente un mercado en domingo, pudiendo estar abiertos los establecimientos mercantiles durante las horas que fije el Jurado mixto provincial de Comercio y dándose a los dependientes las compensaciones reglamentarias por el trabajo realizado en domingo.

 

Fotografías cedidas por Luis Blasco Martín.

 

Publicado mayo 2017

Compra aquí los mejores planes 

Ayuntamiento de Ahigal
6 comentarios
      1. Siempre a vosotros por tener en cuenta para este maravilloso reportaje, algunas de mis fotografías. No hace falta decir que podéis contar con fotografías para otro tipo de eventos. Saludos y feliz fin de semana amigos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Feria Agroturística de La Siberia en Herrera del Duque

La VII Feria Ganadera y Agroturística de La Siberia se celebra en…

Pescar en Extremadura

La pesca es una afición muy extendida en toda Extremadura, contamos con varios…

Centrifugados cita en Plasencia a los editores independientes

Plasencia celebra el segundo encuentro de editores independientes, que se reunirán en…

Ilumina Badajoz con farolillos La noche de los deseos

Anímate el 28 de diciembre a iluminar el cielo de Badajoz con…