Las bodegas abren sus puertas por San Martín de los Vinos

¿Sabías que el nombre primigenio de San Martín de Trevejo era San Martíño dos Viños? Así queda recogido en un mapa datado en 1642 y cuya reproducción puede verse en las dependencias del ayuntamiento mañego. De San Martín de Trevejo era el destilador oficial de Felipe II, el reputado enólogo Diego de Santiago, y probablemente una de las personas a quien la localidad debe su fama internacional de localidad vitivinícola. La filoxera acabó en el siglo XVIII con el paisaje vitivinícola de San Martín de Trevejo y Europa entera pero no pudo contaminar la pasión que sienten los mañegos por sus tradiciones.

S. Martín de Trevejo Anher1

San Martín de Trevejo, conjunto histórico-artístico de Sierra de Gata y cuna del mañego –una de las tres variantes de A Fala, junto con el lagarteiro y el valverdeiro–, celebra el 11 de noviembre San Martiño una de las fiestas populares más divertidas de la región. Las recoletas, abigarradas y oscuras bodegas tradicionales abren sus puertas al público y la alegría va in crescendo hasta terminar en cánticos corales a capella que llenan de jolgorio las calles de la localidad.

Vendimiando Anher1

El día de San Martiño es la fecha elegida para probar los vinos del año. De ser una fiesta local, la llamada de los vinos ha ido atrayendo cada vez a un mayor número de visitantes hasta el punto de reunir más gañotes que litros de vino. Por eso, y para hacer gala de la amabilidad mañega, este año el ayuntamiento decidió hacer suya una iniciativa vecinal y recrear la vendimia tradicional con la participación de toda la comunidad en la plaza del Comendador. Esta fue la primera vez que entró en uso la bodega municipal situada en los bajos de la Torre Campanario y desde septiembre guarda en sus tinajas gran parte de la litrada de vino que será repartido en la fiesta patronal.

La cuna del mañego y grandes prohombres es, probablemente, uno de las localidades más hermosas de Sierra de Gata, en el extremo occidental del norte extremeño. Declarada conjunto histórico, los regatos refrescan todo el año sus calles bilingües, el templo de San Martín de Tous guarda don retablos del Divino Morales y su paisaje se tiñe en otoño con los colores del castañar privado más extenso de occidente.

La prensa de madera, fundamental.Imagen de ANHER para www.sierradegatadigital.es

Fotos cedidas por Ángel Hernández, Anher

Publicado en noviembre de 2015

The cellars of San Martin open to honor the saint of the wine