La Carvochá, en Todos los Santos en Las Hurdes

Hace unos años, se creó en el pueblo jurdano de Nuñomoral, cabeza de concejo que agrupa a diez alquerías, una asociación bautizada con el apodo de las “Garrapatas”, que es el apodo con que se conoce cariñosamente a los vecinos de dicha localidad.  El origen de este sobrenombre se cimenta en una arcaica y colorista leyenda.  El caso es que los miembros de esta asociación están revolucionando la población, programando numerosas actividades socioculturales y rescatando antiguas tradiciones que estaban ya medio perdidas.

Carvochá en Nuñomoral:  Preparando la barbaoca. Edición 2014 (Foto: MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)
Carvochá en Nuñomoral: Preparando la barbaoca. Edición 2014 (Foto: MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)

Ahora, la asociación anda liada con los preparativos de “La Carvochá”:  una singular manera de homenajear a los antepasados a lo largo y ancho de la comarca de Las Hurdes.  La palabra “carvochá” está emparentada con “carvochi”, que es como se denomina a la castaña asada en la mencionada comarca. 

Participando en el ágape, a la orilla del río Jurde.  Edición 2014 (Foto:  (MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)
Participando en el ágape, a la orilla del río Jurde. Edición 2014 (Foto: (MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)

El programa ya lo tienen en la calle.  Iniciarán la jornada con una ruta en bicicleta, a fin de que el cuerpo esté en forma para lo que viene detrás.  Luego, al punto del mediodía, los altavoces comenzarán a difundir sones musicales.  Se montará la correspondiente barra y se pondrá en funcionamiento la barbacoa.  Después de llenar la panza, tendrá lugar el Concurso de Disfraces, con diferentes premios para los que resulten seleccionados.

Cuando la tarde ya vaya declinando, se celebrará el asado de castañas (“carvochá”) y se montará una piñata para los más pequeños. 

La "garrapata" Alba Peromingo Expósito.  Foto "Anónima".
La “garrapata” Alba Peromingo Expósito. Foto “Anónima”.

Finalmente, según nos comenta la “garrapata”, rubia y guapa, Alba Peromingo Expósito, bajo la capa azabache de la noche y en torno a las llamas de la hoguera, se narrarán truculentas leyendas e historias acaecidas en el territorio jurdano, que erizarán los pelos de los asistentes.

Destacado papel tienen en estas manifestaciones a celebrar la víspera de Todos los Santos el grupito de “Lah Comádrih de Nuñumorá”, las cuales también participarán, ataviadas con sus antiguas indumentarias, en los  cantos del “Petitoriu de Ánimah” y bailando bajo los sones de tamboril en los rituales de “La Carvochá” y “La Chicharrona”, que se llevarán a cabo en la alquería de El Mesegal el próximo 7 de noviembre. 

Asando los "carvóchih".  Edición 2014 (Foto:  MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)
Asando los “carvóchih”. Edición 2014 (Foto: MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)

Estos rituales vienen a ser toda una recreación de las diferentes manifestaciones que, en torno a las ánimah de los antepasados y los sacrificios matanceros, se han venido desarrollando desde los más oscuros tiempos en los diferentes concejos jurdanos.

Algunas de "Las Comádrih de Nuñumorá".  Edición 2014 (Foto: MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)
Algunas de “Las Comádrih de Nuñumorá”. Edición 2014 (Foto: MARIBEL EXPÓSITO AZABAL)

Publicado: 25 de Octubre de 2015

También te puede interesar

Blas Fraile, el Black Friday placentino

Blas Fraile, el Black Friday castizo, llega a Plasencia para animar las…

Descubre las leyendas de Las Hurdes en Caminomorisco

La casa de cultura de Caminomorisco acoge del 13 de junio al…

Una historia buena de narices

Si hay un héroe clásico con el que pueda sentirse identificado un…

Endúlzate con mormentera en el puente romano de Alcántara

Endulza tu fin de semana en Extremadura