berrea

Rincones para oír la berrea en el norte de Extremadura

La berrea es el bramido con el que los ciervos en celo intentan atraer hembras, un espectáculo sonoro de la naturaleza que en el norte de Extremadura tiene escenarios privilegiados enel Parque Nacional de Monfragüe y su entorno, los bosques de pinos y el embalse de Gabriel y Galán en Tierras de Granadilla. Se produce entre final de verano y principios de otoño, en apenas 20 días de mediados de septiembre a octubre, al amanecer y atardecer.

La berrea mueve a cientos de personas que quieren escucharla y con algo de suerte ver algún ejemplar. Para disfrutarla hay que conocer cuáles son los mejores miradores y cómo comportarse para no espantar a los animales o llevarse un disgusto.

berrea

Fotografía cedida por Marcelo Iglesias

La berrea en el Parque de Monfragüe y su entorno

En todo el Parque Nacional de Monfragüe se puede disfrutar la berrea aunque hay puntos excepcionales como el castillo de Monfragüe por sus espectaculares vistas. Para subir hay que salvar decenas de escaleras que tendrán después que bajarse y en la oscuridad si se elige el atardecer para la berrea, de manera que hay que extremar precauciones y llevar linterna para caminar más seguro. Es un sitio emblemático del Parque y lo habitual es que esté concurrido.

BERREA

Foto Archivo del Centro de Documentación del Parque Nacional de Monfragüe

Los miradores de los Saltos de Torrejón a la Portilla del Tiétar. Para alcanzarlos hay que ir de Villarreal de San Carlos al cruce de los Saltos de Torrejón, a un kilómetro y medio del poblado en dirección a Plasencia, y a partir de ahí y hacia el embalse se encuentran los miradores de La Tajadilla, La Báscula y Las Higuerillas en los que disfrutar la berrea entre roquedos y vegetación de umbría.

De Villarreal de San Carlos a Trujillo, en la dirección contraria a la anterior, se puede buscar sitio a lo largo de la EX – 208 que atraviesa el Parque de Monfragüe, extremando la precaución a la hora de conducir para evitar atascos y  aparcando el coche donde no invada la calzada. También hay que tener cuidado en no exceder la velocidad por si algún animal o viandante irrumpe en la carretera.

En el entorno de Monfragüe se encuentra el Cerro Tejonera, al que se accede desde el parque Pinilla de Serrejón o por un camino frente a la oficina de turismo. Es un paraje de la Reserva de la Biosfera idóneo para la berrea, sobre todo en la zona más próxima a la finca privada Navacalera.

berrea

Fotografía Marcelo Iglesias

La berrea en Granadilla y Gabriel y Galán   

Los pinos de Granadilla es un buen destino para disfrutar de la berrea, un lugar arropado por un bosque que hace que su sonido sea muy especial. Se llega tomando la salida hacia Zarza de Granadilla desde la A-66 que une Plasencia con Salamanca y una vez pasado el pueblo continuar en dirección al pantano de Gabriel y Galán. El embalse es otro espacio en el que afinar el oído en busca del bramido de los ciervos que muchos días se acercan hasta la orilla para beber, sobre todo en la zona más cercana a Las Hurdes.

Consejos para disfrutar la berrea

Las primeras lluvias de fin de verano y principio de otoño marcan el momento perfecto para disfrutar la berrea, sobre todo al amanecer y atardecer.

Hay que estar atento al sonido del choque de las cuernas de los ciervos que a veces se enzarzan en peleas por atraer hembras.

Acudir a con predisposición de escuchar más que de ver. Puede que divise algún ejemplar y si eso ocurre mantenga la distancia, no olvide que son salvajes y evite darles comida porque altera su ritmo natural.

No hacer ruido porque lo único que se puede conseguir es no escuchar nada de la berrea.

Es recomendable utilizar prismáticos. Siempre hay mucho que ver además de escuchar.

Si se lleva comida, no dejar desperdicios en el campo.

berrea

Fotografía cedida por Archivo del Centro de Documentación del Parque Nacional de Monfragüe

 

Fotografía superior: Archivo del Centro de Documentación del Parque Nacional de Monfragüe

Enjoy the “berrea” which takes place in the north of Extremadura

Publicado: 12 septiembre 2015

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *